quarta-feira, 10 de agosto de 2011

OS POETAS
MARTA KELLY / ARGENTINA

Marta Kelly

MARTA KELLY nasceu em Buenos Aires em 1943 / É neta de galegos e irlandeses. / A sua infância transcorreu durante o governo peronista (1946-1955). / Dessa época dirá "só me lembro da chuva, a longa fila embaixo da chuva na despedida a Evita. Eu estava lá" / Aos quice anos, o ator, diretor e cantor de tangos Hugo del Carril, a aconselha a entrar para o Conservatório Nacional de Arte Dramática. Depois de alguns anos de estudo, se segue um período de trabalho como atriz em televisão, onde chegou a protagonizar novelas. Em discordancia com o conteúdo dos argumentos e os parlamentos impostos aos atores, se afasta da televisão. Nos anos 70 partipou do "Grupo Parque" liderado pelo editor Miguel Grinberg, e o compositor Luis Alberto Espinetta. Sobre esses tempos de ditadura violenta, escreve: "contemplo a era ortopédica, a terra dos vestigios, olhando como se evaporam as pontes..." / Em 1976 viaja ao Brasil onde permanece por 8 meses. Essa viagem lhe revela o caminho da meditação. / Nos anos seguintes teve 6 filhos e realizou estudos de terapias alternativas e astrologia. Na atualidade mora en Buenos Aires.

Antoine Bourdelle

LAVEN
hubo una barricada
en la sangre
y desertores de linea
lograron escapar.
lavanderas del apocalipsis
laven bien mi cabeza
y las de todos.
que no queden huellas
de tacto equivocado,

Antoine Bourdelle

que no queden efluvias
del dolor.
laven ahí, en las marcas
de lo tergiversado,
de lo que astilló el espejo
de la divinidad.
limpien los circuitos
fatales del ombligo,
de lo que se pudrió
al tercer dia,

William Blake

la garra lasciva del
"es mio",
la mirada centrípeta,
sin pulso, distensión
del círculo en recta
fracturada, vencida
en diseños de lo oblicuo.
laven las faldas
de la fama,
el cretinismo de eso
que niega lo inefable,
las neuronas motoras
de lo atrofiado, laven
laven los puntos
de recepción,
el área del si
ablanden las costras
del miedo, el fémur
de la especie, la osadía
de la impiedad, la tibia
fracturada de lo recto.
laven bien el mostrador
de la farmacia, la franquicia
del ruido, el odio
de las razas, laven
mejor aún, la santidad
de las guerras, y sobre
todo el altar de ataduras
del quirófano antes de
que todo quede

Irene Buarque

completamente
trastocado y que
desaparezcan
las verdaderas huellas
de la palma de mi mano.
laven el chip
el mapa de la topografia
cerebral de los políticos,
asciendan minuciosamente
por la médula
de lo amasado, limpien

Camille Claudel

ahí las adherencias
de lo ingrato y lleguen
porfin a los arcos
aferentes de lo sublime
a eso que descansa
en el principio
en la semilla luz
del átomo simiente
en la chispa inteligente
de lo ígneo.
CLONES DEL QUE ERA
compartíamos el mismo
par de zapatos.
creo que también
el mismo espacio
áureo.
salian golondrinas
de los ojos abismados

Auguste Rodin

una vibración delicada
y única
era la precisión
del encuentro
génesis, decia yo,
la misma génesis.
ardiente y maravilhada
el alma sobrevolaba
mundos olvidados
y cruzaba un puente
milenario
lleno de eter,
frecuencia ondulante
donde estar presente
tanta mirada para
ser uno!

Auguste Rodin

un viento enrarecido
alteró los circuitos
y una garra oscura
comenzó a socavar
y ese que era uno conmigo
se multiplicó
como una cadena
de espejos
donde aparecieron
clones del que era
y entonces mi amado
fué
una camada de lobos
al acecho
arrancando pedazos
a lo íntegro.
enalbando un desierto
escuché su voz primera,
ésa que habla sólo
en el principio

Auguste Rodin

terça-feira, 9 de agosto de 2011

y esa promesa sostuvo
en vilo
el alma alineada
en secuencia póstuma
siempre más allá
de si misma
de lo encarnado
carnada de outra alma
sedienta
acoplandose en el misterio

Auguste Rodin

del deseo
de transfigurarse.
no se sostuvo el infinito
abrazo resguardado,
y fueron activandose
las más antiguas masacres,
los atentados,
como si una fuerza
contraria
llevara todo

Auguste Rodin

a tiempos arcaicos
a estadios primitivos
y así él, el que amaba,
el sublime,
fué un chacal en la sombra
el alma fué quebrada
inconfesables vezes
y una lucidez extrema
obligada a discernir
la paja del trigo
EN TU HEMISFERIO
que cada ópalo
en tu hemisferio
derecho emerja claro
y cada roca de espanto
en el izquierdo sea
disuelta mientras

Keiichi Yahara

funcione esta
estafeta de alcances
luminosos en medio
del olvido
y entre innumerables
ejércitos de clones
tu pupila destelle
esa ternura mientras

Keiichi Yahara

la cordura sea
amasada y compartida
por vos y por mi
será
destilado y sellado
un holograma
que sostenga intacto
a lo real

Auguste Rodin

PARTITURA
partitura
partición
organo empírico
fruto del diseño
destellante
mantra del hambre
de lo pránico
sustancia en el puente
cielo de mi garganta
atribulada voz de la tribu
potente sonoridad
del cristo en el desierto
hubo una catacumba

segunda-feira, 8 de agosto de 2011

de mandatos precisos
de terrores inmediatos
pero en el arrebato
de frecuencias más altas

Auguste Rodin

cayeron las vendas
de mi ropaje
y suspendidas
flotan en el eter